Día 3º- Mañana- El inicio de una enorme ocupación I Mitsuomi

Registro de las Historias de OU.
Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Dom Abr 26, 2009 8:31 pm

OFF

Obvio era que esta cuestion la tratarias de manera formal, aplicando tus conocimientos legales, para algo estas estudiando Derecho ¿no?, aunque sea para el trasfondo de una partida de rol XD No esperaba otra cosa ^^

IN

Mitsuomi escuchó con atención las palabras de la Seppun y las contrapuso a sus propias ideas, teniendo de trasfondo el edicto que estaba leyendo. A priori aquello podía parecer una puerta cerrada y, sin embargo, él creía estar viendo mucho más allá, concretamente veía una biwa...

Una explicación muy concisa y adecuada, Hanako-sama, os lo agradezco -dijo Mitsuomi con una sonrisa-. Por lo que veo, a efectos prácticos hemos de dar a Daidoji Seijuko por muerta, ¿verdad? El edicto menciona unos funerales y los ritos correspondientes, ¿se han llevado a cabo?

Una biwa que toca música por vez primera...

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Lun Abr 27, 2009 8:58 am

OUT
Gracias, gracias, es de deformación profesional ^^
IN

"Ahm.... creo que Sanzo-sama hizo unos rezos y ritos durante varias semanas pero nos e orquestó un funeral de Estado debido a que su escasa familia que aún vive no dio el permiso, y el Emperador pensó que debían tener un tiempo para asimilarlo... ya sabe... estas cosas son duras, lo cual ha hecho que ya se haya retrasado más de la cuenta, ahora que lo pienso... bueno, es normal que estas cosas se nos olviden... hay tanto que hacer... Pero ahora que lo ha mencionado..."

Replicó Hanako curiosa también quizás por una respuesta que ella sabía y que nunca se había parado a responderse...
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Lun Abr 27, 2009 9:04 am

Bueno, pero según el edicto imperial, ella está a todos los efectos muerta, ¿no? -dijo Mitsuomi como contrariado-. Es sin duda un gran golpe para la familia, una muerte tan... extraña, casi irreal. No se resuelve nada así, puesto que igual Doji Seijuko sigue caminando por las tierras del Imperio, quién sabe de qué manera y con qué pensamientos en la cabeza.

Mitsuomi prefirió dejar el tema ahí. Ya había obtenido las respuestas que necesitaba y lo que tanto buscaba lo había encontra: la excusa, el motivo. ¿no se suele decir que si una puerta se cierra otras se abren?

Decidió cambiar de tema rápidamente, ya había llamado demasiado al atención sobre aquella cuestión. Sin duda, si sucedía lo que Mitsuomi esperaba aquella Seppun sospecharía y comprendería entonces las preguntas de ahora, pero eso ya se vería en su momento.

No creo que deba darle ahora más vueltas a este asunto -dijo Mitsuomi cambiando el tono-. Era un problema técnico, nada más. os agradezco enormemente vuestra ayuda. Si me lo permitís, me gustaría saber donde estaría todo lor elacionado con el Campeón de Jade y su correspodniente Campeonato. Ya sabéis... el trabajo oficial que os mencioné antes.



OFF
La idea es que mitsuomi se sumerja en esos textos legales y se quede solo y entonces...

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Lun Abr 27, 2009 9:59 am

"Ahm... claro, lo que buscáis está en la estantería de la derecha al fondo del pasillo, se ve con claridad porque encima de la librería está el sello del Campeón Esmeralda, de abajo arriba están todos los textos conocidos desde el inicio de tal puesto."

Dijo mientras terminaba de colocar un par de royos, que para sacar el tuyo había tenido que mover. Luego te sonrió y se despidió diciendo:

"Hay muchas mesas por la Biblioteca, por si desean estudiar tranquilamente, bueno... yo ya tengo lo que he venido a buscar, será mejor que me ponga a hacer mi trabajo y pase las notas para el Emperador antes de que me manden a buscar por necesitarlas...

Todo un placer."


Dijo con una revenrecia muy cortes. Y así pues, Hanako te dejó solo...



OUT
Todo tuyo tigre
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Lun Abr 27, 2009 2:11 pm

Os estoy muy agradecido, Hanako-sama -dijo mitsuomi al tiempo que se inclinaba-. Me habéis sido de gran ayuda -aunque no os podéis ni imaginar en qué sentido, pensó-. Espero que podamos tener otra interesante conversación sobre todas estas cuestiones en un futuro, tal vez en un lugar donde podamos hablar con más libertad. De todas formas, supongo que nos veremos esta noche.

Se dio cuenta de que verdaderamente deseaba volver a encontrarse con aquella joven. Pensaba que con aquella mujer podría llegar a entablar una buena amistad. Además, al parecer tenía un puesto importante, pues había hablado de unas "notas para el Emperador". Sí, definitivamente quería volver a verla, pero ahora otros asuntos reclamaban su atención.

Se despidió con formalidad de la Seppun y se dirigió junto con Akemi al estante que le había indicado Hanako. Suspiró hondo al encontrar ante todos aquellos rollos y volúmenes. La tarea que iba a emprender le resultaba poco grata y la consideraba inútil, una obligación impuesta sobre él por su clan o, mejor dicho, por su propio sentido de la responsabilidad.

Tampoco pensaba realizar aquel día una búsqueda realmente exhaustiva. No tenía tiempo para ello. Simplemente, se dedicaría a tantear el terreno, ya buscaría más profundamente al día siguiente.

En la parte baja del estante había una serie de legajos polvorientos atados con una cinta amarillenta. Siempre se había sentido atraido por los volúmenes polvorientos y evidentemente olvidados. Cogió uno y tomó al azar uno de los pergaminos que contenía. Era irrelevante, un informe de un magistrado esmeralda llamado Seppun Akahito. El contenido era instrascendente, pero por el estilo del escrito se notaba que el tal Akahito era muy aficionado a la poesía, pues el informe abundaba en metáforas y expresiones con ciertas aspiraciones literarias, lo que lo volvía enormemente tedioso.

Cuando ya se disponía a devolver el escrito a su lugar, se dio cuenta de que en el borde de uno de los había una columna escrita en letra muy pequeña. No había separación alguna entre los ideogramas, pero Mitsuomi pudo entender perfectamente lo que allí habia escrito:

matsu mo naki
wakana mo tumazu
narinuru wo
itusika sakura
Faya mo sakanamu


(No he cogido
ni una ramita de pino.
Esto es todo lo que tengo hoy.
Como desearía que los cerezos
florecieran más rápidamente
)


Se trataba del quinto poema del Gosenshû, la segunda de las antologías de poesía compiladas por orden Imperial, recogida tras la terrible pérdida de la primera antología, el Kokinshû.

Al parecer aquel Seppun había sido muy eficiente en sus deberes y había enviado una inmensa cantidad de informes, pero su escasa importancia los había relegado a varios legajos polvorientos que sin duda hacía muchas décadas que nadie consultaba. Lleno de curiosidad, Mitsuomi tomó el legajo de donde había scado el primer documento y lo abrió sobre una mesa cercana. buscó el siguiente documento pero no lo leyó, sino que buscó un poema y efectivamente, ahí estaba, en la misma posición que el informe que había leido en primer lugar. Lo reconoció en seguida como el sexto poema del Gosenshû.

Más intrigado todavía, siguió mirando el legajo y se dio cuenta de que en todos lso informes había un poema, en orden cronológico que al final recogía el Gosenshu entero. Pero no sólo eso, donde terminaba el Gosenshû descubrió que empezaban los poemas del ShuiShû, la tercera de las antologías imperiales.

Mitsuomi cerró el legado. Qué sorprendente. ¿Por qué habría copiado aquel magistrado poemas en los bordes de sus informes? Seguramente se trataba de alguna especie de ayuda nemotécnica, aunque le parecía más lógico que simplemente un pedante como parecía ser aquel Seppun Akahito hubiera querido acompañar sus informes de alguna referencia poética que demostrase su cultura.

De pronto, una idea saltó a su mente como una fiera que se lanza a capturar una presa.

Akemi-san -dijo con voz tranquila-, ¿podríais contar las hojas que contiene el legajo aquel, el anterior al que he cogido?

Akemi asintió y tomó el legajo, bastante más voluminoso que el que Mitsuomi tenía sobre la mesa. Akemi tardó unos minutos en contarlos y, finalmente dijo:

Mil ciento once.

Mitsuomi hizo un inmenso esfuerzo por contener las turbulentas emociones que bullían dentro de él. Se limitó a pedir:

Por favor, localizad el folio 478 y leedme lo que ponga en uno de los bordes en letra pequeña.

Akemi tardó poco en localizar la hoja que le había pedido mitsuomi y con algo de dificultad leyó:

En la planicie
de Kasuga, de nieve
cuebierta, vi
asomar tu belleza
ante espadas de hierba.


De nuevo, Mitsuomi tuvo que hacer un esfuerzo inmenso por contenerse y no lanzarse sobre Akemi para arrebatarle aquel legajo. Había reconocido el poema, formaba parte de una obra Noh llamada Hanjo (cuya protagonista por cierto se llamaba Hanako, que coincidencia) y era el poema 478 del perdido Kokinshû. Tras perderse aquella antología, una mínima fracción de sus poemas se había conservado como citas poéticas en obras Noh.

Mitsuomi le pidió el legajo a Akemi y buscó el mismo la página 484 donde encontró otro poema que aparecía también en aquella obra:

Absorta miro
las nubes del ocaso
que cual banderas
ondean en los cielos
y me hacen suspirar.


Casi sin poder controlar la emoción, fue pasando las hojas y leyendo para sí los poemas que encontraba. Mil ciento once folios, mil ciento once poemas, y dos de ellos pertenecientes al Kokinshû en las posiciones en las que se encontraban en aquella antología de exactamente mil ciento once waka. El hallazgo era evidente.

Mitsuomi dio un largo suspiro y cerró el legajo. Se lo dió a Akemi para que lo colocara en su sitio y él mismo dejó en su lugar el que él mismo había sacado.

Creo que ya es hora de abandonar esta biblioteca, Akemi-san -dijo con una leve sonrisa, como si sintiera alivio por librarse de alguna tarea pesada-. Ya tendremos tiempo de volver con más calma otro día. Además, el tiempo apremia, apremia mucho.

No dijo más, pero si que le lanzó una extraña mirada a Akemi, una mirada que parecía dar a entender que algo había sucedido; era asimismo, una invitación al silencio, a al discrección mientras estuvieran dentro de aquel recinto.

Salieron de la Biblioteca y mientras abandonaban la Ciudad Prohibida, Mitsuomi no hizo más que comentarios triviales sobre la belleza del lugar. Una vez hubieron abandonado el Imperial recinto, Mitsuomi llamó inmediatamente a un carruaje.

¡A la Embajada Cangrejo, rápido! -ordenó con un tono tan imperioso que no parecía propio de él.

Mientras viajaban en el interior del carruaje, Mitsuomi se volvió a Akemi y le susurró:

Supongo que ya lo habreis adivinado, Akemi-san, pero hemos encontrado el Kokinshû.



OFF

Tachaaan. Más adelante explicaré cómo y por qué se perdió el Kokinshû, pero asumo que todo el mundo en Rokugan conoce la antología y su importancia al ser la primera y mas antigua antologia y además hecha por orden imperial.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mar Abr 28, 2009 9:05 am

OUT
Pero espero que no tardes mucho en decirlo porque me has dejado con el post así O_OU No por nada sino porque a saber qué se te ha ocurrido...
IN


El carruaje tiró con fuerza y se dsplazó con gran rapidez. Akemi sin duda estaba tan sorprendida como tu mismo de tu reacción, pero pacientemente esperaba si había una futura respuesta, aunque eso si, se le notaba la intriga.

La Embajada cangrejo estaba en uno de los Distritos Interiores por lo que al salir de la Ciudad Prohibida os fue fácil y rápido llegar a una enorme construcción sólida de madera y piedra grisácea de la que estaba hecha la Embajada Cangrejo y en donde, funcionarios malumorados salían y entraban. cada clan le da un aire a su embajada, pues sin duda esta estaba llena de funcionarios que creían que su deber era estar en otro lugar, osea, en la Muralla. Sin embargo, aquella sensación no era nítida, pues se escondían muchos tras el velo taciturno de la casa Kaiu, siempre tan cortés... para ser Cangrejo...

Al llegar fuistesis a la recepción en donde un funcionario trabajaba buscando algo entre unos papeles, unos minutos después de llegar os miró levantando sólo los ojos de los folios y quedó callado esperando que le dijérais algo, era... todo lo contrario que en el resto de Embajadas, en donde casi te asaltaban los criados para ayudarte, aquí tenias que ayudarte tu mismo...
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mar Abr 28, 2009 9:16 am

El tiempo apremiaba. no había tenido intención de visitar la Embajada Cangrejo por lo menos hasta el día siguiente, pero lo que había encontrado lo había cambiado todo. Debía hablar con el Embajador Cangrejo cuanto antes.

Soy Isawa Mitsuomi -dijo a modo de presentación- y ella es mi yojimbo Shiba Akemi-san. Tengo importantes razones para solicitar una entrevista con el Embajador Cangrejo. Es un asunto de vital importancia para el Clan.

No había una excesiva autoridad en su voz, al fin y al cabo sabía que aquel funcionario estaría acostumbrado a las maneras bruscas de los Cangrejo, pero sí que quería dejar claro en su tono lo importante que era aquello y la prisa que había.

Tampoco había nombrado su cargo oficial, puesto que aquella era una visita personal, no usaría su cargo a modo de llave para conseguir la entrevista a no ser que fuera estrictamente necesario.


OFF

En breve las explicaciones, os enterareis a la vez el Embajador y tu Xd

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mar Abr 28, 2009 2:38 pm

"El Embajador ahora mismo está ocupado... pero puedo mandar a alguien a que me diga si está muy ocupado o no tanco como nos dijo en un primer momento..."

Así pues llamó a un criado y los tres esperasteis la respuesta mientras este revisaba unos libros llenos de planos enrevesados con números y acotaciones en los márgenes.

Por fin apareció un criado y anunció que serían recibidos en la sala de las maquetas. Así pues, sin saber muy bien a que se refería, seguisteis al criado por un pasillo hacia una sala exterior en un pabellón privado del que salía los murmullos de un serrucho contra la madera.

La sala que a continuación presenciastes se te quedó gravada como una de las perlas ocultas de la ciudad...

La sala, que constitutía un pequeña pabellón solitario era un espacio amplio y abierto cuadrado en donde, en su interior se pintaba una enorme circunferencia. Nada más entrar te sorprendistes por toparte casi de frente con las enormes puertas norte de la ciudad en aquella sala. El criado os señaló a unas escaleras justo al lado de la puerta que subían a una segunda planta que sólo estaba compuesta de una pasarela que rodeaba la sala y en donde un enorme hombre, sentado en una mesa en la parte más amplia de dicho pasillo suspendido en el aire, trabajaba con herramientas sobre la madera. Cuando empezastes a subir te distes cuenta al momento de que aquel circulo no era ni más ni menos que la muralla de la ciudad exterior, y en su interior una réplica exacta de cada una de las casa, calles, monumentos, templos... de la ciudad en una escala increiblemente fiel con samurais por las calles inclusives que hasta reflejaban el bullicio de determinados barrios.

Akemi quedó un segundo paralizada fascinada por aquello mientras el criado se acercaba al Embajador y os presentaba. La enorme mano de hierro con forma de puño cerrado descansaba sobre la mesa y otra con forma más prensil, como de tenaza estaba sustituida en su mano con la cual sostenia un barco que estaba siendo tallado por la sana.

El Embajador, con aire semi molesto medio concentrado levantó la vista y con un gruñido hizo que el criado desapareciera.

"Tengo curiosidad por saber qué puede hacer que un funcionario cangrejo enfadado vea de interesante en un Fénix agoviado..."

Pronunció con voz gutural
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mar Abr 28, 2009 9:36 pm

Mitsuomi no se presentó de nuevo ante el Embajador Cangrejo, no pensaba que el Kaiu apreciara el gesto, al fin y al cabo los Cangrejo eran eminentemente prácticos y detestaban lo innecesario y el criado ya les habría presentado al anunciarles.

Por un momento observó fascinado la maqueta de la ciudad.

El microcosmos... -murmuró. En otras circunstancias hubiera hecho más comentarios sobre algo de tanta riqueza metafísica como una maqueta y si el Embajadore le hubiera dado pie, habrían iniciado una apasionante conversación sobre el tema, pero aquel no era el mejor momento para ello. El tiempo, siempre el tiempo, apremiaba.

Me disculpo enormemente por haberos interrumpido, Embajador -dijo haciendo una profunda reverencia. No es que esperase que el Kaiu reconociese el gesto, pero la etiqueta era la etiqueta-, nunca me hubiera atrevido a presentarme así si las circunstancias no me obligaran a ello. Pero es que ha sucedido algo tan maravilloso, un hallazgo tan excepcional que temo que si no actuo deprisa se vuelva a perder o escape de mis manos como el agua. Vereis... yo... he encontrado el Kokinshû.



OFF
En teoria el kaiu este (no recuerdo el nombre) debeia conocer el tema lo suficiente para que se kedara a cuadro, de todas manera smañana con mas tiempo pondré un apendice akí mismo con lo que se me ha ocurrido sobre el KOkinsu "rokuganí", su compilación y su pérdida.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mié Abr 29, 2009 10:43 am

OUT
Kaiu Nagakura es el nombre del Embajador. Bueno, ya que no tienes tiempo para explicarlo y se supone que para reaccionar correctamente debo saber qué grado de importacia, que sé que es mucha pero no tengo muy claro por donde lo vas a explicar, haré una de esas salidas mías por las que me dicen que tengo ma´s salidas que una plaza de toros jejeje
IN


La reacción en el rostro del Embajador fue simplemente una clara expresión, incluso más que sus propias palabras, de la estupefacción que sintió.

Primero, a tus palabras acerca de la maqueta dejó una sonrisa amplia en su rostro mientras asentía, como si intuyera en tu mirada que habías realmente captado la magnitud de su obra, no sólo como maqueta.

Luego, tras tu descentre su rostro pasó por varias fases.
En un primer momento quedó regia, como una piedra, neutra. Luego levantó una ceja al ver tu exitación pero el resto siguió inalterable. Con posterioridad vistes como al nombrar aquel nombre se le abrían los ojos más de lo que debiera y trató de decir algo.

Al final, quedó mudo unos segundos mientras su expresión taciturna se formaba en su faz y terminó por decir.

"Creo que habláis con mucha ligereza, hijo, explicaros despacio que el tiempo es regalado prácticamente a diario, porque lo que decís no tiene mucho sentido, ese texto lleva perdido... ¿años? ¿siglos?"
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mié Abr 29, 2009 10:59 am

HISTORIA DEL KOKINSHÛ

Posteo en modo off la historia que me he inventado para justificar la compilación y pérdida del Kokinshû Rokuganí. A ver que te parece.

Hantei Bosai (Hantei IV) er aun gran amante de la poesía y poeta él mismo. En el año 370 ordenó a su Consejero Imperial, Doji Tsurayuki, la compilación de una antología de poesía del Imperio, desde sus inicios hasta los autores contemporáneos. tsurayuki, el poeta más grande su tiempo, inicia entonces una larga busqueda y selección de los mejore spoemas. Incluye en la antología no sólo poemas de grandes cortesanos del pasado, sino también de Emperadores y Emperatrices, de príncipes y de personalidades destacadas de los Clanes, asimismo recopila muchísimos poemas escritos en aquella época y añade bastantes poemas suyos y del propio Emperador.

Al leer la obra terminada, se dice que Hantei Bosai no pudo reprimir una lágrima y dijo: "Gracias a estos versos, el dios que hay en mi ha recuperado el cielo". manda también hacer copias para cada uno de los Clanes, mayore sy menores, y para las tres familias imperiales. Moriría al año siguiente y Tsurayuki le sobreviviría un año más.

La Grulla, a causa de algún tipo de inriga política, solicita permiso par realizar ellos mismos la copia que debe entregárseles a los Otomo. La obra es encargada a Kakita Akinari, el más reputado calígrafo-pintor de la época.

Akinari es ciertamente un genio, pero su genialidad está teñida de locuta. Decidido a convertir su Kokinshû en una obra maestra, un prodigio de belleza inigualable que nunca pueda ser superado, se esfuerza al máximo y logra su objetivo; sin embargo, ante la obra terminada, se da cuenta de que es incapaz de separarse de su creación, pues la siente como si fuera una parte de sí mismo. Así pues, crea otra copia, ciertamente espléndida pero de menos calidad que la primera, y esa es entregada a los Otomo, como si fuera la única que Akinari ha hecho.

Tras esto, Akinari abandona el Clan y se retira a las montañas, donde pasa los días alimentándose de lo que encuentra en el bosque y contemplando a todas horas su propia obra, de la que nadie sabe nada. Su mente termina hundiéndose completamente en la locura y llega a considerar que todas las demás copias del Kokinshû, incluso la que él mismo hizo para los Otomo son aberraciones que averguenzan a la más grande de las ediciones, la que él posee. Al final de su delirio llegará a la conclusión de que el Kokinshû original y perfecto es el que él tiene y que él mismo es el verdadero autor de los poemas, por lo que todas las demás copias se han hecho sin su autorización y deben ser destruidas.

Pero saber que semejante tarea es imposible para él. En su impotencia, suplica tanto a Tengoku como a Jigoku que le ayuden a hacer lo que él cree justo. Y Alquien responde. Dejo a vuestra imaginación quien pueda ser ese Alguien (¿Un oni? ¿la nada? ¿alguna fortuna? ¿el Dragón del vacío con un maquiavélico plan? XD); no es esta una cuestión importante. El caso es que ese ser le dice a Akinari que le ayudará a destruir todas las otras copias del kokinshû por un precio que le exigirá cuando el trabajo esté terminado. Akinari ni se lo piensa y acepta. La entidad le otorga varios tipos de poderes y gracias a ellos Akinari consigue destruir todas las otras copias, intentando siempre que parezcan accidentes. El ser está bastante interesado en que nadie piense que alguien está intentando destruir todos los Kokinshû y evitar así una posible investigación. Por ejemplo, la copia León la destruye invocando una plaga de termitas en la Biblioteca donde se guarda la obra y que queda parcialmente destruida a causa de los bichos. A causa de las precauciones que debe tomar, Akinari tarda unos dos años en lograr su propósito. Asimismo, asesina a varias personas que alardean de un conocimiento profundo del Kokinshû haciendo que sus muertes parezcan accidentes o naturales.

Concluida su obra, Akinari vuelve a su retiro y el ser le exige el pago, que no es ni más ni menos que su copia del Kokinshû. Akinari le pide tiempo para despedirse del libro, pero en realidad es que ha decidido quemarlo, pues prefiere deshacerse de él antes que entregarlo. El Ser, que por sus poderes y su aparente omnisciencia es evidnete que sabe lo que va a hacer, no detiene a Akinari mientras este, con lágrimas en los ojos quema la última copia del Kokinshû que queda, sin embargo, cuando el caligrafo se dispone a matarse, el ser interviene y le dice que él nunca ha querido esa copia, sino la que él guarda en su interior, el Kokinshû que él tiene en su alma, la edición verdaderamente perfecta porque es ideal, así peus devora el alma de Akinari y deja su cuerpo en la cueva para que se pudra con el paso del tiempo.

La pérdida del kokinshû no afecta espcialmente al nuevo emperador reinante, que está más itneresado en combatir a las Tierras Sombrías junto al Cangrejo. Debido a ese desinterés del Emperador (no compartido por la Grulla y otros muchos cortesanos) y a la falta de una igura genial como la de tsurayuki, cualquier itnento por reconstruir el Kokinshû se pierde. Sin embargo, unos 20 poemas del Kokinshû permanecen como citas poéticas en obras Noh y algunos de los poemas escritos para la ocasión por autores vivos son aportados de nuevo por los autores que los recuerdan, de est amanera no más de 100 poemas son recuperados de una antología de 1111. Con esos poemas se crea otra antología Imperial (aunque su compilación es obra de uno de los hijos del Emperador), llamada Gosenshû que incluye numerosos poemas pero ya de la época presente o de un pasado cercano, siendo completamente inferior al Kokinshu. Unos años más tarde se compilará una tercera, el ShuiShù, que no hará más que repetir los poemas del Gosenshû añadiéndoles algunos de autores más contemporáneos.

Sin embargo, sabemos que un joven magistrado esmeralde de pretendidas aptitudes poéticas llega a memorizar el Kokinshû y usa los poemas para ordenar sus informes, aunque la abrumadora cantidad de estos hace que los funcionarios que deben inspeccionarlos los pasen por alto y los archiven sin mayor interés. Habremos de esperar hasta que en el reinado de Hantei XVII un joven ishi, Isawa Mitsuomi, buscando información sobre el Campeón de Jade, encuentre los informes de Seppun Akahito y descubra el Kokinshû anotado íntegro en la banda derecha de dichos informes.

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mié Abr 29, 2009 11:08 am

OUT

Has posteado mietnras yoe staba posteando la historia del Kkoinshû XD leela y luego sigue con este post.

IN

Algo más de doscientos años -replicó Mitsuomi-. Entiendo vuestras reticencias a confiar en mis palabras, en las palabras de un desconocido que aparece de pronto diciendo que ha encontrado de nuevo semejante obra. Yo mismo sería escéptico, pero la forma en la que lo he encontrado y el lugar dónde lo he hecho son tan sorprendentes que no puedo sino pensar que es algún tipo de favor divino. De todas formas, la autenticidad del texto podéis comprobarle vos mismo cuando vayais a buscarlo.

Mitsuomi no dijo más de momento, al fin y al cabo la última frase era enormemente reveladora, pues daba a etnender que iba a entregarle semejante hallazgo al Cangrejo, cuando lo lógico hubiera sido aprovecharse él mismo de tan afortunada circunstancia.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mié Abr 29, 2009 5:22 pm

El Embajador Cangrejo de nuevo aqueo una prominente ceja estando aún callado. Al final, dejó lo que estaba haciendo, despacio se desatornilló la mano que parecía una pinza y se colocó el enorme puño de hierro.

"No es la cosa más extraña que hoy en día un viejo como yo puede observar pero... sin duda, que de la nada salga un pequeño fénix para ofrecerme tal cosa... si los tiempos no han cambiado tanto como para que el Fénix haga el papel del Escorpión, ya que este está ocupado haciendose plumas para ocupar el puesto de la Grulla... diría que es incluso increible lo que me ofrecéis, y ya no sólo en la parte de difícil creencia, sino en... bueno, lo que supone...

Chico... Puede que muchos piensen que estoy loco por lo que voy a decir, pero va en contra de mi ética hacer lo contrario...

Si todo eso es cierto, que no dudo de tu palabra de samurai... ¿acaso no sabes que una decisión así, tan a la ligera no puede traerte problemas con tu Clan si la tomas sin pedir consejo?"


Dijo amablemente con una sonrisa en la comisura en los labios de manera paternal el enorme cangrejo
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Jue Abr 30, 2009 7:56 am

OuT: Has leido al historia no?

IN
Mitsuomi le devolvió la sonrisa al Embajador, pero como desafío o burla. Comprendía las reticencias del cangrejo a la hora de aceptar que alguien pudiera tomar el camino que había emprendido Mitsuomi. El Imperio había degenerado hasta aquel punto.

EL Kokinshû lo ha encontrado Isawa Mitsuomi, Embajador, no el Clan Fénix -dijo Mitsuomi-. El kokinshû debe ser devuelto al Imperio, pero creo que tengo el derecho a decidir de qué manera. Si se lo entregara al Fënix seguramente se usaría para ganar algo de prestigio de cara al tema del Campeonato de Jade. Creo que la decisión que he tomado aporta muchísimo más y puede ser mucho más beneficiosa para todos.

Por otra parte, me temo que malinterpretais mis intenciones. No pretendo actuar como un Escorpión, no guardo veneno en mi interior y mis intenciones son completamente transparentes. Entiendo que os pongais en guardia ante un proceder, el mío, que tan diferente resulta a lo que sería lógico, pero es que vivimos en tiempos interesantes, como dirían los León y si uno desea cumplir sus objetivos ha de hacer algún que otro sacrifico.


Esta última frase con un claro doble sentido que sin duda el Embajador comprendería más adelante, pues obviamente Mitsuomi no iba a entergar gratis el Kokinshû, iba a pedir un precio.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Jue Abr 30, 2009 11:56 am

OUT
Sip, lo he leido, por eso mismo se ha puesto algo reticente o mejor dicho, incrédulo de toda tu buena fe ¿o no me digas que no es para hacerlo???
IN

Un gruñido, más biuen parecido al de un animal, gutural y contenido entre los labios sellados del Embajador denotó que estaba pensando aquella oferta. Pasó su penetrante mirada por tus ojos, paró más de lo debido, luego se fijó en tu yojimbo, de ella recorrió la enorme maqueta, le vistes parado su mirada en el centro y por fin volvió hacia ti, un segundo antes de proseguir atornillandose bien, dandole roscas a su enorme mano de metal.

"Bien... escucharemos pues al particular que ofrece tal descubrimiento... Exponga Isawa Mitsuomi-san, tiene la atención del Embajador Cangrejo, en nombre de este y de todo el Clan en esta ciudad y más allá."

Dijo sin sorna, aunque las palabras lo parecieron, pero más bien tratando de resaltar eso de que habías obtenido la atención para hablar del tema entero, sin dejarte nada para "después"
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Jue Abr 30, 2009 1:40 pm

OUT: Dios, llevo planeando esto durante algo más de un año o quiza incluso dos, a ver que tal sale XD

IN

Mitsuomi se inclinó respetuosamente ante el Embajador, agradeciendo así esa atención que el Kaiu le prestaba. No había tenido mucho tiempo para preparar aquel encuentro, pero muchas de las cosas que pensaba decir hacía tiempo que las había solidificado en su mente a modo de discurso, pues sabía que algún día tendría que expresarlo.

Os ruego me disculpéis la franqueza con la que voy a hablarlos, Embajador -dijo Mitsuomi-, pero creo que no es momento de florituras retóricas o de excesivos circunloquios ornamentales. Permitid, eso sí, que no vaya directamente al asunto, sino que me demore exponiéndoos ciertas opiniones mías que creo convenientes para que comprendáis el por qué de que no intente sacar un partido directo de mi hallazgo.

Creo, sinceramente, que el Cangrejo es el clan que se encuentra ahora mismo en una situación más difícil. Estamos ahora mismo en una especie de interregno en el que el Emperador todavía es joven e inexperto y a su alrededor hay muchas facciones que se disputan grandes porciones de influencia y de poder. Supongo que no es nada nuevo si os digo que se sabe a ciencia cierta que hay quienes intenta resucitar al viejo Gozoku, sin contar con las conspiraciones e intrigas que habitualmente tienen lugar en las más altas esferas. Es este un tiempo de transición en el que todo está aún por decidir y hay quienes aspiran a que el futuro tome la forma que ellos desean, no siempre para bien. El Cangrejo está atrapado en ese maremagnum de proyectos. ¿Por qué? Bueno, pues porque ha tenido la desgracia de paladear la gloria.

veréis, el Cangrejo, no tengo ni que decíroslo, recibió la misión más dura y difícil de cuantas se encomendaron a los Grandes Clanes, una misión que diariamente cuesta vidas de valerosos samurai, que aboca a otros a la tragedia de la corrupción. Vuestro Clan está inmerso en una guerra que no puede ganar, mantenido tan sólo por la esperanza y por la seguridad de estar realizando un trabajo realmente importante.

Sin embargo, al tener que enfrentarse diariamente a las Tierras Sombrías, el Cangrejo no puede permitirse la delicadeza o la gracia de los duelos de los Kakita. ha de volverse práctico y eficiente, sacrificando en el proceso mucho, demasiado. Por ello, vuestro clan es despreciado por la mayoría de los otros, incapaces de ver más allá de las formas externas, incapaces de comprender el mérito que ostenta el Cangrejo y de valorar el sacrificio que vuestro Clan ha tenido que realizar.


Yo mismo estaba entre ellos, aunque me averguence decirlo -la voz de Mitsuomi se tiño de una tristeza sincera. Alzó ligeramente su mano derecha, la que se había roto el día anterior golpeando las paredes del templo de Hida-. La magia curativa ha obrado su efecto, Embajador, pero si mirais bien esta mano aún podréis ver los cardenales. Ayer me enfrenté con todos mis prejuicios al templo de Hida, al corazón mismo del Cangrejo, y sufrí una dolorosa lección. El Cangrejo ha sufrido mucho, sufre mucho y nosotros no sabemos agradecérselo lo suficiente. Habéis tenido que empezar a pareceros a vuestros propios enemigos para poder derrotarlos, siendo apartados así por los demás clanes que sólo ven en vosotros a unos bárbaros incultos y brutos. Es tan triste...

Ante esa actitud del Imperio, el Cangrejo ha tomado la misma decisión que la zorra de la párabola de Shinsei ante las uvas que no puede alcanzar. "No tenía tanta hambre", dice el animal vencido y finge que desprecia esas uvas que cuelgan de la alta parra. El Cangrejo afirma lo mismo, que desprecia toda la belleza que ha creado el Imperio: la poesía, la pintura, la caligrafía, incluso la política; pero en el fondo, su deseo real es sentirse parte de todo eso, sentirse incluido de nuevo en el Imperio, que todos sus esfuerzos se ven al fin recompensados. El Cangrejo es un ronin a merced de los caminos que busca un Clan que lo acepte, sólo que aquí lo que realmente busca es volver a compartir el alma del Imperio, puesto que ya protege su cuerpo.

Tan sólo en la época de Hantei Fujiwa, el quinto emperador, el Cangrejo disfrutó de algo de reconocimiento, cuando el Hantei combatía al lado vuestro contra las Tierras Sombrías y criticaba abiertamente a León y Grulla por obstaculizar vuestra labor. Pero esos tiempos pasaron pronto y de nuevo el desprecio fue la única respuesta del Imperio ante los silenciosos gritos de ayuda del Cangrejo.

Pero las cosas cambiaron con el reinado de Hantei XVI, cuando Hida Tsuneo fue nombrado Campeón Esmeralda. Nunca antes el Cangrejo tuvo tanto poder e influencia, pero...fue aquel un reinado de sombras, un reinado funesto que se abatió sobre el Imperio como una nube de tormenta y al final el Cangrejo fue el más perjudicado, porque al desprecio habitual se le sumó el odio, el odio del León por haber sido desplazados de su posición ancestral, el odio de todos aquellos que sufrieron las injusticias del hantei llevadas a cabo por su Campeón, que sin duda obro movido por una lealtad irreductible a su señor.

Es por eso por lo que os decía que ahora el Cangrejo está en la situación más difícil. Es muy complicado olvidarse del poder cuando se ha saboreado la gloria que este conlleva. El Cangrejo, pues, busca mantener la posición que ocupara hace unos años. No dudo que tenéis ya candidatos para el inminente Campeonato Esmeralda y probablemente también para el rumoreado Campeonato de Jade. Y participar en ambos sería el mayor error que el Cangrejo pudiera cometer en estos tiempos, pues hacerlo no hará más que reavivar los miedos del pasado y sin duda se montará un frente común en contra de vuestro Clan y me temo que esta vez no contais con los apoyos que teniais entonces. El único resultado de todo eso sería la catástrofe.

El modo de evitar eso es evidente, a mi humilde entender: el Cangrejo debería replegarse hacia su misión ancestral, igual que debería hacer el Fénix (y creedme que lucho por conseguirlo), dejando de dividir su atención entre las tierras Sombrías y las intrigas políticas de la corte, pero no se trata de volver a encerrarse a rumiar su odio y su desprecio hacia el imperio, sino de asumir su papel en él y tender la mano hacia los otros clanes, intentando romper tantos siglos de desprecio mútuo y de hostilidad soterrada.

Sin embargo, se que eso es difícil, por ello es por lo que el Cangrejo mantiene una alianza medio oculta con el Escorpión, que comparte una situación parecida, pues el León nunca se aliará con el Cangrejo y está buscando apoyos en la Grulla, de manera que se crean dos alianzas antagónicas. Pero, ¿acaso aliarse con el Escorpión en esta situación no es repetir el destino de la rana de la fábula? El Escorpión os utilizará mientras le interese y cuando no... simplemente os picará con su veneno, es su naturaleza, al fin y al cabo.

Triste situación, sin duda, pero ahora, como un rayo de la divina Amaterasu aparece el Kokinshû atravesando grandes nubes grises. Imaginad: esta noche, en la cena en honor a su Alteza la Emperatriz Madre, el Cangrejo se levanta y reitera su juramento de servir al Imperio protegiéndolo de la amenaza de las Tierras Sombrías, prometiendo lealtad absoluta al soberano; y, de pronto, anuncia que va a devolver al Imperio el kokinshû, la obra de arte más bella que éste ha producido.. ¿Podéis imaginar el alcance de este hecho? El Emperador lo vería como una bendición del cielo a su nuevo reinado y su gratitud para con el Cangrejo sería inmensa y probablemente atendería a todas las demandas de vuestro clan. El prestigio que ganaría vuestro clan sería mucho más alto que la influencia nefasta que obtuvo con el nombramiento de Hida Tsuneo. El Cangrejo habría tendido su mano al Imperio y este sin duda la tomaría.

Podríais perdir a la grulla que ayudase con su arte a preparar la nueva edición del Kokinshû. Y al León... Bien, ese es el precio que os pido a cambio de entregaros el kokinshû. Antes de anunciar el hallazgo del Kokinshû, ¿qué mejor manera de preparar un momento tan glorioso que anuncia que el Cangrejo, con toda la buena fe del mundo y en nombre de la armonía y de la paz en el Imperio, ha encontrado el cuerpo del hijo del anterior Campeón León y va a devolvérselo al clan de Akodo?




OUT

Buf cuantas ganas tenia de soltar todo esto.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Lun May 04, 2009 4:24 pm

OUT
Una cosa hay que reconocerte, Mario, tienes muchas agallas en ciertos post... Veamos como queda todo esto...
Por cierto, estupendo post, siento la demora, la feria la feria ^^
IN


El Embajador Cangrejo antes de empezar agradeció que fueras sincero y escuetamente poético.

"Si algo agradecemos los Cangrejos es la falta de prosa y poética en las charlas, puesto que aunque lleve más de veinte años en esta ciudad, he de reconcoer que aún me pierdo en toda esa falta de eficacia verbal."

Dijo mientras cruzaba sus brazos y se apoyaba en la barandilla que le separaba de caer hacia la maqueta, con el rostro sereno y serio, prestandote toda la atención que tenía, o eso fue lo que te transmitió. Calma ante todo. Así pues pudistes exponer desde el inicio hasta el final sin que el Embajador ni hablase ni tan siquiera mostrara una arruga en su ajado rostro.

Cuando por fin terminastes se llevó su mano sana a su barba y se la meció despacio mientras los ojos volbana a ninguna parte entre las maderas de las paredes.

Un gruñido, un sonido gutural pensativo salía de sus labios sin que estos estuvieran ni un centímetro abierto, hasta que por fin sus ojos miraron a los tuyos y contestó:

"Como comprenderéis, por muy poderoso que sea en esta ciudad esa decisión no me compete a mi tomarla... Pero lo que si os puedo asegurar es que en el mismo momento en el que dejéis mi compañía me dirigiré a hablarlo con Kuni Aikiko-sama y tratar de que la noticia vuele, literalmente, hasta territorio Cangrejo...

Y claro, vos seréis el primero en saberlo, sin embargo no tengo muy claro si la decisión será tomada a tiempo para esta cena... en primera instancia es difícil que sea de ese modo...

A menos claro... que estemos hablando de parte de las condiciones..."
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mar May 05, 2009 7:58 am

OUT
De fenia nada: EL VICIO, EL VICIO No te visualizo yo a ti de sevillana bailando.

IN

Mitsuomi estaba sorprendido por la reacción del Embajador ante su larga exposición. No habían sido suyas palabras fáciles de tragar, sin duda, y el Embajador se las había tomado bastante bien. Tal vez el Kaiu pensara al menos un poco como él. Siempre había contemplado la posibilidad de que dentro del Cangrejo hubiera puristas que no deseasen inmiscuirse en los asuntos políticos de Rokugan, manteniendo su atención en la Muralla. ¿Sería Kaiu Nagakura uno de ellos?

Lo más interesante es que no había puesto objección alguna al punto más conflictivo que Mitsuomi había planteado y que era nada más y nada menos que le precio exigido. Nagakura no había protestado, no había intentado afirmar la inocencia del Cangrejo ni decir que ellos no tenían ni sabían nada de aquel cadáver del heredero León. Su silencio implicaba que sí lo tenían o sabían mucho acerca del asunto, como Mitsuomi esperaba.

La única condición que he de imponer, Embajador -dijo Mitsuomi con tranquilidad-, además del precio en sí que ya he mencionado, es que mi nombre y mi intervención en todo esto queden ocultas. Este ha de ser un hallazgo del Cangrejo y de nadie más.

El tema de hacer estos anuncios en la cena de esta noche es simplemente aprovechar la oportunidad. Desde luego pocas oportunidades más... gloriosas encontraréis para anunciar al Imperio no sólo el magnífico hallazgo sino el cierra de una herida abierta con los León. Además, esta noche la cena es en nonor de Su Alteza, lo cual, aunque anuncies que entregareis el Kokinshû al Emperador, quedará también como un homenaje a su madre, por lo que sin duda conseguireis su favor. Cierto es que habrá otras celebraciones en el futuro, no lo dudo, pero pocas cargadas con tanto valor simbólico y en una aduciencia privada, el anuncio quedaría muy deslucido. Creo, sinceramente, que aunque sea un poco precipitado, actuar esta noche es la mejor opción con diferencia.

Por otra parte, yo pensaba que los Campeones de cada clan se iban a reunir en esta ciudad precisamente para la cena de esta noche, aunque pensándolo bien es lógico que el daimyo Hida permanezca en la muralla, alentando y guiando a sus hombres.


Mitsuomi pensó un momento y le solicitó al Embajador material de escritura y cera para hacer un sello. Cuando tuvo todo esto, se puso a escribir con rapidez en una hoja de papel, tratando, aunque discretamente, que el Embajador no pudiera ver lo que escribía y procurando graduar mucho la tinta para que esta no pudiera ser vista a contraluz. Cuando terminó, dobló cuidadosamente el papel en varios pliegues y, dejando caer unas gotas de cera, cerró el documento utilizando su sello personal. Al terminar, observó durante unos segundos el escrito sellado, comprobando que no se pudiera leer nada de lo que había en su interior y, satisfecho por su trabajo, se lo tendió al Embajador.

Esta es la localización actual del Kokinshû -dijo con una sonrisa-. Si el Cangrejo acepta mi precio y mi insignificante condición abridlo cuando queráis. No acepta que me informéis al respecto, caundo hagais el anuncio, la noticia se extenderá por todo el imperio con una rapidez inusitada. Me gustan las sorpresas agradables. Si, por el contario, no aceptais, bien, confío en que destruireis este papel sin ni siquiera haberlo abierto y en ese caso si que creo conveniente que me informéis.

Aunque el Cangrejo no aceptara sus términos, Mitsuomi tenía pensado entregárselo igualmente, pero eso no lo sabía el Embajador y Mitsuomi no pensaba dárselo a entender. Había apostado fuertemente por el honor del Cangrejo. Si este no era suficientemente fuerte, Mitsuomi no sabría aún que haría, o bien dejarlo pasar y resignarse a la degeneración del imperio o bien destruir al Cangrejo tomando un par de medidas preventivas. Probablemente haría lo primero.

No os robaré más tiempo, Embajador Nagakura-sama. Siento haber complicado vuestro mediodía -añadió con una sonrisa-, tan cerca como estamos de la hora de comer. pero creo firmemente en que de todo esto el Cangrejo saldrá ampliamente beneficiado y eso a su vez aportará más luz al Imperio entero. Ah y permitidme que os diga algo más personal: si algún día yo poseo algo de poder dentro del Fénix, creedme cuando os digo que mi clan nunca dejará de lado al Cangrejo.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mar May 05, 2009 9:49 am

OUT
No, no soy de trajes de sevillanas ni debailes, no por nada, antes lo hacia, pero es que estoy acostumbrada a irme a la playa y esas cosas y eso hace que le pierdas el gusto, cuando te acostumbras a la tranquilidad el gentio te mata.
IN


"La presencia de nuestro Campeón no está asegurada...mascullo el Embajador hay problemas más allça de la Muralla..."

Dejó en el aire, algo que bien podría enlazarse con su silencio anterior y quizás con las cavilaciones que estabas haciendo sobre su persona, puede que en cierta medida tuvieras razón y puede que se debiera a esos "problemas" o incluso antes de estos, quizás era cierto aquello de haber encontrado a un "purista" o puede que no, quién estaba seguro...

"Esta bien... esta misma noche, se anuncie o no se anuncie, tendrá usted su respuesta, como mínimo de la situación de las conversaciones... aunque debo decirle que es usted un joven... cuanto menos curioso...

Viene a esta Embajada, a carrera tendida, me ofrece un documento ancestral y perdido que puede suponer una muestra de buena fortuna para nuestro Hantei, el precio a pedir no es excesivo para lo que un Escorpiçon, por ejemplo, habría pedido y encima de todo ello no quiere aparecer en los... agradecimientos...

Es sin duda un joven muy... partciular..."


Dijo con una extraña sonrisa.

"Pero supongo que así siempre ha sido nuestro hermano más místico... el Fénix...

Mire, joven, la verdad es que tenía mis dudas sobre sus... dejémoslo en... intenciones, pero la verdad es que ahora tengo dudas sobre toda su persona."


Sonrió.

"Así que... márchese sin cuidado... ya contactaré personalmente con usted... porque esto requiere que me mueva y rápido...

Y... cuando termine todo esto, sea como sea, espero que me deje que le invite a una taza de lo que quiera... la verdad es que es usted como un karakuri... jejeje"



OUT
Comida con Kuro??
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mar May 05, 2009 10:01 am

OUT
Por eso digo, si no es para vestirte de sivllana vas a la feria por vicio. A saber lo que harás en la noche madrileña.

IN

karakuri... un autómata. Curiosa manera de referirse a su persona. Mitsuomi no sabía si sentirse ofendido o reir la broma. Se limitó a tomárselo a chanza y sonrió divertido.

Problemas excepcionales requieren soluciones excepcionales. No soy nadie especial, Embajador, tan sólo he tenido algo de suerte, quien sabe si más adelante tendré que pagar un precio por esta buena fortuna, aunque si he de sacrificarme para apuntalar los pilares del Imperio que así sea. ¿Acaso no es ese el ejemplo del Cangrejo?

Estaré encantado de mantener una conversación menos precipitada con vos, nagakura-sama, de hecho si las cosas no hubieras sido así, os hubiera solicitado una audiencia para mañana. ¿Sería posible? Podríamos tratar los asuntos que he mencionado pero que no están relacionados con el Kokinshû en sí. Creo que hay mucho por hacer.


Pero por esta mañana ya se ha hecho más que suficiente -dijo al tiempo que hacia una profunda reverencia a modo de despedida-. Espero que todo esto salga bien.


OUT

No, el tema de Kuro era después de la comida. La comida en teoría nos iban a reunir a todos lso candidatos para hablar dl tema de la cena, de las estrategias a seguir y tal. Recuerda también que mitsuomi al volver tiene que encontrar dos cartas de los embajadores con lo de... esta tarde no podemos quedar quedamos...

Por cierto, quiero hablar con Akemi un par de cosas mientras volvemos ya a la Embajada, eso sí ya tranquilamente.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mar May 05, 2009 1:12 pm

OUT
¿Vicio? Naaaaaah...... ¿o si? =^^=
Si, lo de las cartas lo recordaba, pero no sé porqué pensé haber leido por alguna parte que comías con Kuro. Que cabeza la mia, con esa agenda que me llevas cualquiera no se lia.
Pues vale, empecemos a movernos y tengamos esa "charla" ^^
IN


El Embajador se acercó a ti y puso su enorme mano (sana) sobre tu hombro, y tras darte un par de golpecitos comentó:

"Os agradezco que hayáis venido, aunque sea por algo tan extraño, particular y con tanta presteza... Os acompañaré a la salida, pequeños Fénixs..."

Su tono era cordial, al igual que aquella forma en la que te había llamado, que por lo que observabas en aquella maqueta, llena en su interior de pequeñas piezas que eran personas, debistes suponer que Karakuri era un halago, por extraño que pareciera (se referiría a los muñecos que con tanta pasión hacían los Kaius, por diversión o lo que fuera que eran tan increibles)

Por fin, tras despediros del Embajador, Akemi y tu comenzasteis el viaje hacia la Embajada, en aquellos distritos interiores, para la cena en donde los Candidatos escucharían y opinarían sobre las líneas maestras de la actuación de la noche.

Akemi, a tu espalda respiró profundamente, pues parecía que, mientras el cielo por fin comenzaba a abrirse, llevábais meses andando por aquella ciudad tan engañosa en las distancias.

Era tiempo de comenzar con nuevas tareas, pero aunque tus pies no te hubieran depositado aún allí eso no implicaba que tu mente, siempre activa, no hubiera encontrado ya motivos y razones suficientes para distraerse...
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mar May 05, 2009 1:24 pm

OFF
El tema era asi:
- Comida en la Embajada con todo el mundo.
-Asunto de Kuro.
- Entrevista con los Embajadores (Suspendida así que tiempo libre)


IN

Menuda mañana, ¿verdad, Akemi-san? -comentó Mitsuomi mientras andaba tranquilamente en dirección a la Embajada-. Semejante hallazgo después de tantos fracasos o, si preferís, éxitos parciales o ambiguos, le devuelve a uno la confianza en... no sé, en todo. Es desde luego una especie de apoyo divino a mi proyecto, ¿no os parece? Aunque si mi intervención en todo esto llega a conocerse, el Clan me matará. Si lo pensais bien, he renunciado a entreagarle al Fénix algo que podría acabar de golpe con todo rumor del Campeonato de Jade y que a mi me habría catapultado con facilidad hacia el puesto de Maestro del Vacío. Me queda el consuelo de saber que estoy haciendo lo correcto, que realmente la gloria personal es intrascendente y pasajera, lo que debemos hacer como samurai es servir al Imperio y esta es la mejor manera que se me ocurre de cumplir ese propósito.

Verdaderamente se sentía necesitado de cierto consuelo. Había renunciado a tanto entregando el Kokinshû al Cangrejo... Pero, si todo salía como él deseaba los beneficios serían incalculables. Al lado del diseño que se estaba cumpliendo, la ambición de convertirse en maestro del vacío y su rivalidad con Isawa Hanzo parecían mezquinas y diminutas, propias de insectos. Estaba más decidido que nunca a tener una conversación profunda con Isawa Hanzo y tratar de arreglar muchas cosas de una vez por todas.

Intentó dejar aquellos pensamientos atrás. Era el momento de relajarse, en cierta manera pensaba que se lo merecía. ¿Cuál de todos los demás candidatos podría haber tenido una mañana así? Quería comer con tranquilidad y prepararse para lo que pudiera llegar con la tarde. Aún así sabía que la comida sería también complicada, puesto que al aprecer la itnención de los Embajadores era reunirlos a todos y trazar las estrategias de cara a la cena en el palacio imperial, como si de generales se tratara ante una inminente batalla.

Por cierto, Akemi-san -dijo entonces-. Hay una cuestión que me preocupa. Ya sabemos el nombre actual de la ronin que podría ser... ella. Sin embargo, ignoro como encontrarla. Me dijisteis que la yojimbo de Mai era una Kasuga, ¿verdad? Probablemente tenga alguna relación con el tipo de gente que podría conducirnos hasta esa tal Tarako. ¿Podriais comentarselo con sutileza? Es decir, intentar conseguir que nos ayude a encontrarla pero sin que sepa el por qué de nuestra búsqueda. Aunque claro, supongo que igual a vos se os ocurre alguna otra manera mejor para encontrar a una ronin en esta ciudad.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mar May 05, 2009 4:42 pm

Akemi andaba un paso detrás tuya, podías verla de reojo su porte seguro pero grácil como la caida de una hoja. Con tus palabras viztes como de repente paró un segundo para luego reemprender la marcha de manera algo precipitada y alcanzar el par de pasos que os separaban, y más, pues se puso a tu altura. Vistes como bajaba algo la cabeza y luego la levantaba hacia los rayos del sol que salían como dedos invisibles tras las oscuras nubes que lentamente dejaban el cielo matutino de la ciudad.

"Una vez, alguien muy importante para mí me dijo una cosa... y es que... Las cosas que realmente importan, aunque las callemos, aunque las escondamos en el fondo de nuestra alma, jamás podrán ser ocultadas a los ojos no sólo de nuestros Ancestros, sino de nuestro karma... Y esto es una de las pocas cosas justas, sin medias tintas, que existe..."

Entonces te miró con una sonrisa radiante mientras se acercaba un paso hacia ti, estando quizás más cerca de lo que la etiqueta requería, pero no de manera intimidante, sino íntima, cálida, y entre susurros terminó añadiendo.

"Y yo sé, sama... y se lo aseguro... que su bondad no será olvidada en la gran rueda... Confíe en lo que le digo, ya verá como las reglas del ying y el yang le devuelven una enorme sorpresa. Estoy segura, pues nadie se lo merece más que vos.

Es algo que he aprendido en apenas estos tres días y de lo que me siento muy honrada, nunca podré agradecerle lo suficiente a los Embajadores que me asignaran a su persona, pues gracias a vos estoy aprendiendo mucho, y no sólo de política y poder, sino de verdaderas buenas intenciones, de amor a los kamis, al Clan, al Imperio...

Justo por los motivos por los que un Shiba puede estar feliz de dar su vida. Y eso es gracias a vos, así que... ánimo! que ya verá como todo, al final, sale bien. Tengo un presentimiento, ya lo verá..."


Luego pasó su mano por los cabellos que se ondulaban por el viento sobre su rostro y atrapó aquellos entremezclados entre los tonos plata del fulgor de la luna y los negros del cielo en donde esta mora y pensativa dijo:

"Es cierto... puede que ella lo sepa... y sino... siempre podríamos hacer una visita al libro registro de las llegadas a la ciudad, si la chica de la tienda de Yum Yum Mochi dijo que no eran sus hijos, sino unos chicos que estaban a su cargo, y eso no era de ese modo, cuanto menos hace un par de años... Puede que encontremos sus nombres y de ahí podríamos sacar más...

Hum... déjeme que me lo piense unos momentos... sama y puede que le encuentre yo misma solución, así vos no estaréis tan liado."


Dijo atribuyéndose el trabajo con alegría.



Por fin llegasteis a la Embajada Fénix, frenética y ahora más desde el terrible incidente que lo afectaba. Nada más pisar el suelo de esta un criado fue a recibirte diciendo que los Candidatos y los Embajadores estaban siendo llevados al restaurante del final de la calle, y al señalarlo te distes cuenta que se trataba de donde desayunastes esta mañana.

Akemi y tu os dirigisteis allí y te percatastes de que a esa hora el local entero estaba lleno de Fénix, y de ningún clan más, como si lo hubierais copado entero, puede que alquilado, o puede, que era más plausible, que al estar al lado de la Embajada fuera el típico lugar en donde funcionarios, cortesanos y afiliados parasen.

Una camarera, al reconocerte (supusistes de la mañana aunque tu no te acordaras) te señaló que al fondo del pasillo había habitaciones privadas, la última de las cuales estaba ya casi llena por tus compañeros.

Así pues andastes con Akemi por aquel pasillo, y lo primero que te llamó la atención es que justo la habitación anterior estaba abierta y los yojimbos de los Candidatos estaban dentro ya pidiendo a una camarera. Akemi pues se despidió con una reverencia de ti y dejó que entraras en la otra sola solo.

La sala a la que entrastes era muy amplia, tanto como aquel comedor en la Embajada en la que comisteis el primer día. Las fusamas tenían decoradiones de playas y mares extensos teñidos por espuma blanca y pequeños kobunes. Al fondo había una gran chimenea, ahora en primavera apagada, aunque hoy hubiera hecho frío, como empezaba a abrir estaba de aquella manera. La mesa que había en el medio podía perfectamente tener para tantos comensales como vosotros más unos cuantos más, por lo que estábais espaciados.

Los dos embajadores ya se encontraban, presidiendo la mesa de madera negra en cada uno de los extremos. Arousou igualmente había llegado, sentado a la diestra de Emi. En el extremo opuesto de este estaba Hanzo y entre medio de estos Heisuke y Aya. Al otro lado, al lado de Kondou estaba Seiryo, luego se sentaba Kuro y un sitio vacío, y al parecer tu no eras el último... Y de hecho no te sorprendió que fuera la tensai más vivaracha del grupo, la cual, como un verdadero remolino entró justo tras de ti, cogiendote del brazo para que avanzaras con ella y te sentaras donde quisieras, al lado de Emi-sama o en el otro lugar. Una reacción que por supuesto provocó gestos diferentes en los presentes, unos quizás molestos y otros para nada...
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mar May 05, 2009 7:56 pm

OUT

K mona es Akemi ^^

IN

Mitsuomi no replicó a las palabras de Akemi. No tenía sentido, además se sentía reconfortado con la confianza que ponía su yojimbo en él, tan sólo le preocupaba estar a la altura. Simplemente, se limitó a asentir a modo de aprobación cuando la Shiba comentó las posibles soluciones para localizar a Tarako.

Aunque esperaba aquella reunión en la comida, se sorprendió, aunque no podía decir claramente por qué, al ver a todos los candidatos junto a los Embajadores.

Se alegró de no ser el último y de que la aparición de Kazumi le librara de la engorrosa elección de tener que elegir asiento. Se demoró ligeramente, dejando que fuera la tensai del aire la que tomara asiento primero, así él no tenía más remedio que elegir el único sitio que quedara libre. Eso, probablemente, evitaría cualquier suspicacia.

Lamento el retraso -se disculpó con una sonrisa una vez que se hubo sentado-. Ha sido una mañana ajetreada. Bueno, supongo que para todos, ¿no?

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mié May 06, 2009 8:46 am

Kazumi se sentó en el sitio que no estaba al lado de la Embajadora, dejandote en este, mientras te lo señalaba para que te sentaras donde al ayudante le correspondería, y entre un inico de plática distendida las camararas comenzaron a traer variedades de platos, que habían elegido seguramente los embajadores, de las especialidades de la casa, para que los degustárais.

Emi empezó a hablar de manera más audible para capatar la atención de todos. La vistes algo cansada, aún con las ojeras bajo sus castaños ojos, tapados por un maquillaje que casi te era invisible.

"Bueno, espero que todos hayáis pasado una buena mañana, lo cierto es que el estado perpetuo de movimiento en esta ciudad puede alterar y poner nervioso a cualquiera pero espero que os haya sido productiva...

Como ya sabéis nos hemos reunido ahora para hablar de las posibles líneas de actuación durante la cena. En un primer momento Kondou-san y yo deseamos oir vuestra opinión para tratar de antemano vuestras ideas vírgenes antes de ser levemente modificadas por nuestars "sugerencias"..."


Bromeó. Así que dejó un turno abierto. El primero, puede que inesperadamente fue Arousou.

"Esta mañana Heisuke-san, Aya-san, Mai-san y yo hemos asistido a una reunión en la Ciudad Prohibida, con un Guardia de la Rosa... Lo que tiene relación con lo que voy a decir es que creo que estaba muy receptivo con respecto a nuestra forma de actuar y de hablar clara pero amablemente.

Creo que nuestra forma de actuar debería ser translúcida y sin pretensiones ocultas y terjiversadoras como si nos tratáramos del Escorpión. Desde mi punto de vista si simplemente actuamos como cremos que debemos hacerlo, con honor y paciencia, demostrando templanza y cortesía estoy seguro que nuestro mensaje podrá ser entendido sin palabras."


"Esoeso... es cierto...Dijo AyaCreoquehemosdespertado... cuantomenos... curiosidadenlaCiudad Prohibida... Mediolaimpresión... que aunque estemos... puestos a "prueba"... tenemosuninicio muy positivo... La naturalidadpuedeser... como bien dice... Arousou-san... un excelenteinicio..."
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mié May 06, 2009 9:15 am

Me temo Arousou-san que aunque quisiéramos no podríamos actuar como los Escorpiones -dijo Mitsuomi-. Todos los demás clanes están al tanto de lo que queremos. No podemos pretender que buscamos otra cosa que no sea detener el Campeonato de Jade. Pero considero completamente cierto que lo que debemos hacer es demostrar el honor y la dignidad del Fénix en todas nuestras actuaciones con los demás Clanes. Lo que deseamos es justo, ¿no es así? Sin embargo, me temo que un deseo semejante nos coloca en una posición incómoda. Nos hemos convertido en una pieza de caza de la que todos buscarán aprovecharse, en menor o mayor medida, con más o menos sutileza. Creo que si no mantenemos la perspectiva podemos caer en un peligro mayor que el que el Campeonato de Jade representa.

La solución es bien sencilla, a mi modo de ver, pero bueno no creo que a estas alturas nadie quiera abandonar toda pretensión sobre el Campeonato, ¿no es así?
-nadie salvo el mismo, por supuesto-. Me parece sumamente interesante también la curiosidad de Seppun Daisetsu sobre nosotros. Otros mantienen su curiosidad a raya y tratan de averiguar lo que desean por medios más sutiles, este Capitán, sin embargo, se dedica a entrevistar a los Candidatos y a hacer preguntas curiosas para alguien con sus responsabilidades. Lo que me gustaría saber realmente es su curiosidad es la curiosidad de quién.

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mié May 06, 2009 9:30 am

"Bueno, eso no es muy difícil de saber, la verdad, otra cosa es que pensemos que es "legítimo" que lo sepamos."

Dijo Kazumi mientras merodeaba entre los alimentos amargos y al final cogía los dulces y salados con más asiduidad. Los demás la miraron, ella levantó la vista, como si no supiera porqué la observábais y dijo:

"Bueno, puede que.... Arousou-san no se haya percatado.- dijo con algo de retintín Pero entrelazado en el pelo de Ma-san hay un kami de aire que me está diciendo que estuvo en dicha reunión y que sabe más de lo que los presentes se imaginan... Pero claro, es lo que he dicho... no sé si es "legítimo" saldar la curiosidad de esta manera...."

Y lo dejó en el aire, mientras un serio Arousou miraba hacia Mai, sentada en la tande enfrente tuya, a la que muchos miraron y ella quedó algo sonrosada por tanta atención.

"Planteáis todo un dilema..."

Dijo Seiryo
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mié May 06, 2009 9:32 am

Dilema ninguno-dijo Mitsuomi con una sonrisa-. Los kami, por pequeños que sean, son habitantes de Tengoku y, por tanto, dioses. ¿Acaso podemos oponernos a la voluntad divina si él desea contarnos lo que sabe y que nosotros ignoramos?

Avatar de Usuario
Isawa_Hiromi
Dominatrix in WonderRokugan
Mensajes: 6899
Registrado: Lun Sep 08, 2008 2:09 pm
Ubicación: En la Biblioteca de la Ciudad Prohibida... posteando!!

Mensaje por Isawa_Hiromi » Mié May 06, 2009 10:45 am

"Coincido con Mitsuomi-san, bien es cierto que el dilema puede estribar en que Kazumi-san es la predilecta de muchos kamis de aire, pero acaso eso no es parte de su esencia. Las aves usan sus alas ¿es acaso eso inmoral? Digamos que nuestra ave... no necesita alas y aún así puede volar por lo que..."

Prosiguió con el razonamiento Heisuke con aquella sonrisa tan caracterísitcamente aniñada que poseía.

Kazumi se encogio de hombros y mientras tendía una mano hacia la nada, en donde se encontraba Mai, se vio claramente como de repente sus mangas comenzaban a revolverse con alegría como si el viento sólo le afectase a ella, pasando por estas hasta sus cabellos siempre en movimiento y por fin un mechón cerca de su oreja empezó a revolverse haciendose bucles mientras ella asentía con una sonrisa.

"Ajá... ajá... Hum... eso es interesante... aaah... vale... entendido... Muchas gracias kami-sama! dijo esta con tono alegre un segundo antes de volver la vista hacia vosotros. Aaahmmm.. trataré de ser concisa y no irme por otros derroteros como los kamis de aire...

Bien, digamos que el kami ha dicho que en esa sala no sólo estabais vosotros, el Guardia y aquella escriba, sino que había una persona más, una oculta tras una pared falsa que atendía con mucho esfuerzo y tomaba sus propias notas, y que según kami-sama incluso tenía tratados de elementos sobre la mesa.

El kami se ha referido como "El pequeño humano que huele a crisantemo y que todos revenrecian"... osea... el Emperador."
"Nací con el mar
Libertad del estío
y profundidad."


"Los caminos no están para llegar a nuestro destino sino para recorrerlos"

"NOSOTROS somos Otosan Uchi, el resto son sólo palabras."
Isawa Hiromi, Dominatrix in Wonderland

Avatar de Usuario
Isawa_Mitsuomi
Ishi erudito
Mensajes: 1719
Registrado: Mié Sep 24, 2008 9:41 am

Mensaje por Isawa_Mitsuomi » Mié May 06, 2009 1:25 pm

vaya, semejante noticia no sólo es una grata sorpresa, sino también un alivio -dijo Mitsuomi-. Podemos deducir de eso que las preguntas del Seppun iban encaminadas a satisfacer la curiosidad del Hantei, una curiosidad, que a mi me parece natural y lógica, al fin y al cabo es joven y es natural que los misterios de la magia le fascinen; por otra parte, la situación actual de nuestro clan sin duda debe aumentar aún más la curiosidad de nuestro soberano.
Mitsuomi se absutvo de mencionar el motivo por el que consideraba aquella noticia también como un alivio. Había temido que Seppun Daisetsu actuara simplemente como un títere en manos de Hantei Yukirohime y, aunque aquella impresión no se había eliminado del todo, al menos podía pensar que su curiosidad acerca de la magia tenía como única causa la curiosidad del Emperador.

Creo que resulta evidente que podemos utilizar esto en nuestro favor -continuó diciendo. Miró a la Embajadora Asako-. Emi-sama, ¿no créis que a la vista de esta nueva circunstancia deberíamos alterar los planes trazados y anunciar el evento en la cena de esta noche?

Mitsuomi, a continuación, explicó el evento sobre la magia que habían ideado entre la Embajadora y él. Explicó también su idea de darlo primer a conocer como un rumor para crear una expectativa, pero ahora, sabiendo que el Hantei se interesaba por la magia, podría sacarse más partido a la iniciativa anunciándola formalmente aquella noche.

Y ya que la cena estará dedicada a la Emperatriz Madre -concluyó-, tal vez podríamos incluso nombrar a Su Alteza como una especie de presidenta de honor.

Cerrado

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado